Pueblo Álvarez Orígenes y Fundación

El libro

Cada uno de nosotros tuvo distintos motivos que nos llevaron a comenzar, a transitar y a concluir este trabajo -el Libro-.

Desde la conformación del grupo, que nació y se desarrolló como una expresión genuina del deseo de cada uno de poder contar la historia, sí, la Historia de Nuestro Querido Pueblo.

Luego, definir y plantear el objetivo que debía sostenerse y enriquecerse a pesar de los vaivenes propios del trabajo a realizar.

El desafío estaba planteado, la narración y exposición de los acontecimientos pasados, públicos o privados, eran dignos de ser contados -la Historia-

Y es Nuestro, no desde la posesión sino desde el afecto. En la tarea de investigación, del descubrimiento, del asombro, cada vez lo sentimos más común, más propio.

Es Querido, porque nacimos, porque vivimos la mayor parte de nuestra vida, porque lo visitamos, porque lo habitaron quienes nos precedieron, porque es nuestro hogar.

El Pueblo, Álvarez: es la tierra, es su gente, es quién nos dio la posibilidad de haber escrito lo que queremos compartir con todos ustedes, sus Orígenes y su Fundación.

Los Escritores

linea

Reseña

El libro recorre la historia de la instalación de D. Domingo Rodríguez en la zona donde fundaría su estancia "San Antonio" y la evolución de la propiedad territorial, a partir de su testamento y como sus yernos, Juan Antonio Rosas y Nicolás María Álvarez, lograron constituir una estancia de 7.000 ha, que el primero vendería al segundo en 1876. Como marco histórico se analizó el sistema de postas y los relatos de viajeros en la región objeto de estudio.

Especial atención se le dio a los antecedentes familiares y genealógicos, tanto de Justina Rodríguez como de Nicolás María Álvarez, logrando establecer interesantes entronques con antiguas familias cordobesas y rosarinas. Las historias de vida de Justina Rodríguez y su esposo, su matrimonio, el nacimiento de sus hijos, su viaje a Europa y la prematura muerte de Nicolás María permiten analizar el entorno afectivo de los protagonistas de esta parte del libro.

Una completa tabla de descendientes del matrimonio Álvarez Rodríguez, nos ilustra sobre la numerosa sucesión que tiene esta pareja especialmente en Rosario y Buenos Aires. Entrando ya en la fundación del Pueblo Álvarez, se analizaron los por qué del lugar elegido y los trámites administrativos ante el Gobierno Provincial. Se estudió la historia del casco de la estancia "San Antonio", desde su origen hasta llegar a sus actuales propietarios, como así también la del chalet de los Álvarez.

Especial atención se le dio a la historia de la iglesia San Nicolás de Tolentino, de su campanario y el origen de su nombre. Se lograron reunir los antecedentes de las primeras familias del pueblo y se analizó la población de los primeros tiempos a través del Censo Nacional de 1895, tanto en Álvarez como en el Distrito Saladillo Sur.

Con respecto a las instituciones locales de todo tipo, se investigaron las historias de la Comisión de Fomento, de las escuelas y colegios, de la Biblioteca, de la Sociedad de Beneficencia y la Sociedad Italiana de Socorros Mutuos, de la Cooperativa, los clubes deportivos y la banda de música. En todos los casos y, como criterio de estudio, se analizó el devenir de todas ellas hasta 1930, aproximadamente.

Una sección inestimable del libro es la constituida por los relatos: más de una docena de testimonios de antiguos vecinos dan un espacio a la tradición oral del pueblo, de enorme importancia para la reconstrucción del pasado alvarense.

linea